domingo, 24 de abril de 2011

Retraído se propuso en sus acalorados tiempos.

Retraído se propuso en sus acalorados tiempos;
aun seguía andante y atrás…

En tan solo su mirada, por el desierto de su ojo:
no hubo más, ni quiere saberlo y tal vez...

Es tanta la necesidad de su mirar, es tanto y firme está;
el silencio silente de su voz dinámica y estática;
y seguía sin aquel mirar desierto hacia su mirar.

Mas valdría en verdad sin salutaciones, pero jamás
trasladarnos de un mundo inexistente a otro;
por el ya acabado y antes inexistente, no olvidemos;
encontrará mas vida que esta vida, con otro nombre.

Mas valdría en verdad que no siga, y no siga, y que siga;
porque ya voltió el ciego y seguía andante...

¡El jovencito mono del pobre de Darwin!

viernes, 22 de abril de 2011

Ella y la desafortunada mirándose al espejo

Ella y la desafortunada mirándose al espejo;
se está mirando y no puede ver más de lo quiere;
no trata de cambiar lo irreal, pero ella no puede;
ella tiene vivo el instinto pero no sabe de sí mismo
y se está desorbitando cogiendo el tal espejismo.


Ella y la desafortunada falsedad no la hacer ver;
no la tiene más al tanto de sus actos instantáneos;
odia sus transiciones con desmesurada fijación;
se rehúsa a la verdad instantánea, pero ¡hay mujer!
¿Por qué eres así?, ¡no eres así!, ¡mírate después!.

jueves, 21 de abril de 2011

La cucaracha caminante estuvo desde su larva

La cucaracha caminante estuvo desde su larva;
tejida de su mejor costo ante la adversidad;
silenciosa estaba sobresaliendo sin verdades;
no miraba más que su instinto ni la mirasen también;
por invisible que estaba la infructuosa.

La cucaracha loca en frecuencias taciturnas;
loca hasta sus encuentros carnales y comestibles;
ni enterada estuvo mientras suponía su caminar;
entre sueños se despertaba y cuenta se daba;
la loca cucaracha se dio cuenta.

Se dio cuenta que tenía muchas patas, y sucia;
se dio cuenta que no contaba nada de nada;
le contaban mas bien sus horas contadas;
encuentros diurnos a escondidas se proponía;
y siempre seguía su paso sucio y resquebrajado.

Se dio cuenta que nada era igual hasta que se dio cuenta;
se dio la razón y hasta por fin tuvo más remedio;
se dio la cuenta regresiva y su veneno se activaba;
se activaba, se activaba, se estremecía y se activaba;
y se dio cuenta la cucaracha que era una cucaracha.

viernes, 15 de abril de 2011

Entre los engaños y las muertes

Entre los engaños y las muertes
entre las palabras sin razón
entre la verdades en tiempo falaz
entre la sombra de lo real;
se esconde el engaño y las muertes
como te mueres al hacer esto
y también por escucharte.
Tú te mueres significativamente
al abrir la vos de las verdades;
verdades falaces en tiempo real
y peor aun y se dio cuenta.
Se dio cuenta, tú te mueres con tus palabras
el también pero con tus palabras
palabras sin valides, palabras de muerte.

martes, 5 de abril de 2011

Hacia las miradas secretas y también ficticias;

Hacia las miradas secretas y también ficticias;
de las primeras luces hasta el que nace del crepúsculo;
mas no pueden ver los que los ven en sus pasos
con planeamientos autodestructivos en sus atajos.

La venganza hacia su hambre e infinitos interludios;
con caminos en reversa en situación confusa;
los conllevan a sus lados psíquicos mas oscuros
y atrapados en sus caminos sin el llamado retorno.

Ya no piensan en sus futuros pactados;
ya no quieren mas daño, ya no quieren, ya no tienen.

Atrás están sus asesinos, los asesinos, sus asesinos
por que ahora esta al revés, esta el revés activado

Por los que están de tras del nombre real de la pagina;
por los espectros que los guían a su espejismo.

lunes, 4 de abril de 2011

En propagaciones taciturnas

En propagaciones taciturnas, no diurnas,
existentes en sus cantidades contables,
en medidas desproporcionadas en efecto,
a pura mirada en tiempos existenciales,
se hace lo que no se hace hacia más tarde.